viernes, 5 de agosto de 2016

DECLARACION DEL PRESIDIO POLITICO HISTORICO CUBANO (PPHC).

UNION DE EXPRESOS POLITICOS CUBANOS



Nosotros estamos dando curso a la declaración realizada por el Presidio Políticos Histórico Cubanos y al cual pertenecemos.
Gerardo Morera                         Kemel Jamis
Presidente                                  Secretario General 

PRESIDIO POLITICO HISTORICO CUBANO-CASA DEL PRESO

Miami, agosto 1, 2016
DECLARACION DEL PRESIDIO POLITICO HISTORICO CUBANO (PPHC).
El restablecimiento de las relaciones diplomáticas entre Cuba y los Estados Unidos; el anuncio del tirano Raúl Castro de que abandonará el poder en el 2018; la flexibilización por parte del régimen en las salidas y visitas seleccionadas hacia y desde el país, incluyendo a opositores o disidentes; las almibaradas y tendenciosas visitas papales a la isla; la aviesa contemporización de la jerarquía católica nacional con el régimen; el resquebrajamiento de la Posición Común Europea; la participación de poderosos factores económicos, incluyendo cubanos-americanos que nunca antes se preocuparon por sus compatriotas y que ahora olfatean el momento de engrosar sus arcas; estos indicadores han despertado los apetitos oportunistas para realizar cualesquiera negociaciones o acuerdos con la tiranía castrista, aun aquellos que pudieran apuntalar el actual capitalismo de estado mafioso.

Ante estos nefastos indicios de la realidad cubana, el Presidio Político Histórico Cubano declara:
1ro. Que rechazamos y consideramos como una política carente de principios y valores de la Democracia, el restablecimiento de las relaciones diplomáticas que la administración del Presidente Barack Hussein Obama ha establecido con el régimen de La Habana, facilitándole al tirano de turno los mecanismos y créditos requeridos para que siga manteniendo al pueblo cubano bajo la represión y su política de mano dura contra los que luchan reclamando sus derechos conculcados.
2do. Que el PPHC ratifica su compromiso contraído con los mártires y con aquellos que se mantienen en pie de lucha, de no entrar en ningún tipo de diálogo, contubernio ni negociación, que conlleve a legitimar al régimen tiránico. Que entendemos por Unidad en la Diversidad, la coincidencia en tácticas y estrategias que sustenten como premisa la erradicación de las estructuras políticas, los aparatos represivos y los estamentos jurídicos de la tiranía.
3ro. Que el PPHC respalda a los opositores que dentro de la Isla mantienen una posición de confrontación ante el régimen; la estrategia trazada por ellos, siempre y cuando no convalide la legitimidad del sistema totalitario. Aclaramos que, aunque no comulgamos con la lucha pacífica, entendemos que es la alternativa presente, siempre y cuando la lucha pacífica no se convierta en pacifismo y complacencia.
4to. Que las consignas: TODOS MARCHAMOS… LAS CALLES SON DEL PUEBLO…TODOS SOMOS RESISTENCIA… NO AL CONTINUISMO… y todas aquellas que enmarcan el ideario de lucha de los grupos opositores, como la convocatoria a un PARO GENERAL, LA DESOBEDIENCIA CIVIl, O LA REBELION POPULAR son la clave para juntos dirigirnos hacia la meta común, que es el fin de la dinastía totalitaria de los Castro y el restablecimiento de un gobierno democrático y soberano.
5to. Que consideramos a destiempo y desfasado el planteamiento de quienes aspiran a posiciones administrativas o legislativas en las instituciones del sistema, a fin de crear una “minoría opositora”. Esto sería un reconocimiento tácito del régimen opresor, y le daría las herramientas para aparentar una seudo-democracia y justificar su permanencia en el poder, ya que todo el andamiaje institucional está bajo el control de Partido Comunista y cuyo resultado sería alargar el sufrimiento del pueblo, afianzar la tiranía y legalizar todo su aparato represivo y sus estamentos jurídicos. Además, quienes resultaran electos pasarían de disidentes u opositores a funcionarios gubernamentales, convirtiéndose en parte del problema.
6to. Que apoyamos el cambio, pero el cambio tiene que hacerse fuera del gobierno, no con el gobierno. Este tiene que ser tanto en la forma como en el fondo, si es que queremos conducir al país hacia un verdadero Estado de Derecho, donde la soberanía recaiga en el pueblo y no en la voluntad de un tirano o de un partido único. No respaldamos un populismo democrático con una minoría limitada en sus funciones y subordinada a una mayoría totalitaria partidista, ya que nunca tendría la fuerza necesaria para realizar cualquier cambio verdadero.
7mo. Consideramos inoportuno convocar, o solicitarle al gobierno comunista procesos de consultas, ya sean éstos referéndums, plebiscitos vinculantes o no, etc. mientras los mecanismos del proceso del sufragio estén en manos de los depredadores del poder y el pueblo no esté debidamente organizado y en condiciones de exigir y retar sus derechos.
8mo. Que los actuales gobernantes son los mismos que hace 57 años usurparon el poder e implantaron una férrea tiranía que le ha costado la vida a miles de compatriotas y a tantos otros prisión y destierro, sin que se hayan establecido los requerimientos legales pertinentes para llevar al banquillo de los acusados a los culpables por crímenes de “lesa humanidad”.
9mo. Siempre abogaremos por la formación de “Una Comisión de la Verdad” con la responsabilidad de investigar, encausar y juzgar, absolver o condenar a los represores señalados y a los violadores de los Derechos Humanos, ya que no habrá paz verdadera sin justicia y sin la contrición de los culpables, para que la justicia prevalezca como basamento de la nueva República, donde su principio sea como sentenciara el Apóstol “La dignidad plena del hombre”.

Por el Ejecutivo y la Asamblea General del PPHC

José L. Fernández PP#26425                         Orlando López Periú PP#31211
Pte. PPHC                                                              Sec. PPHC

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada